Razones para separarse de España les sobran a los vascos
Esta nota la han leído: 225 Personas
publicado: 2017-05-04 a las 09:47:40

Chihuahua, Chih., Lunes 12 de Noviembre del 2018

Razones para separarse de España les sobran a los vascos

  Altsasua es un pueblo en Navarra donde ocurrieron unos hechos reprobables, dos guardias civiles fueron a un bar y fueron agredidos por unos jóvenes del pueblo.

El pueblo, se dice, está dividido entre nacionalistas vascos y pro españolistas, pero cuando uno pregunta directamente a través de twitter a gente que vive ahí se dice que esto es una vil mentira, es un pueblo demasiado pequeño y pacífico como para que existan esas diferencias.

Lo mas grave fue que uno de los guardias civiles se torció un tobillo, sin embargo, el gobierno español está pidiendo que se les encause a nueve jóvenes del lugar por "terrorismo" lo cual les daría 20 años de prisión, prácticamente les destrozarían la vida.

Los argumentos de la gente indican que se trató de una pelea en un bar simple y sencillamente, y en eso parecen coincidir todos. Los periódicos (con obvio control del estado español) han tomado la información parcial hacia la autoridad y la guardia civil, sin embargo las pruebas que se tienen no indican nada mas que una simple pelea en un bar.

Los jóvenes son vascos y militaban o militan en un movimiento de nombre Hemendik que pide la salida de las fuerzas de seguridad españolas de territorios vascos y de Navarra, la historia les da la razón, el país se encuentra ocupado por el estado español, y existen 1 guardia civil por cada 20 personas que es una proporción desmesurada, es decir el país está bajo ocupación extranjera, y es extranjera por que los vascos NO SON ESPAÑOLES NI FRANCESES. Aunque algunos se sientan así en rigor no lo son.

Por otra parte como cara de la misma moneda un joven que se encontraba tomando un café en Bilbao al aire libre, sin deberla ni temerla fue agredido por tres tipos que son delincuentes pues cuentan con antecedentes de venta de drogas y existe un video donde se ve la agresión, el joven no hacía nada solo tomaba café, no tenía una camiseta deportiva y estaba solo, quien lo golpea alaba a Franco y es pro fascista, sin embargo los periódicos decidieron describir la paliza y la situación como "violencia deportiva" ya que estos fascistas (porque eso son) venían de un partido de futbol y de hecho no son de ahí estaban de turismo para ver a su equipo jugar el cual por cierto perdió, pero como se puede decir que es violencia en el deporte cuando el partido había sido otro día y el agredido ni echaba porras ni traía una camiseta de ningún equipo de futbol, solo estaba tomando un café.

La autoridad no hizo absolutamente NADA no se detuvo a nadie y menos se le enjuició como apología del fascismo que seguramente en España ni siquiera existe dicho delito como lo sería en Francia o en Alemania dado su pasado con Adolfo HItler o en la misma Italia. España no considera que el regimen franquista que fue absolutamente fascista sea condenable y punible.

Se supo también que a la muerte de uno de los testaferros de Franco se cantó el himno de la falange y se sabe que se siguen haciendo misas para Franco y sigue habiendo muchas calles con su nombre y hasta monumentos. Bueno que mas podemos decir...

Hace unos días se conmemoró el bombardeo de Gernika de donde salió el famoso cuadro de Picasso, leí un artículo que da una dimensión histórica al hecho y da mucha luz sobre lo que ahí ocurrió, se trató de una operación que pretendió asesinar a la mayor cantidad de personas, pero que evitó tocar a los ricos del pueblo los cuales no sufrieron, sin duda fue Franco quien ordenó el ataque, el mismo fue llevado a cabo por una legión alemana la "Cóndor" y fue un ensayo de guerra para lo que Alemania iba a ser posteriormente, fue metódico y cruel se usaron distintos tipos de explosivos y armas de destrucción se preveía incluso la huida de la gente y se tenían aviones para ametralletar a los que huyeran, su objetivo era matar a la mayor cantidad de personas.

Se evitó tocar a los Jetzales que son los partidiarios de Partido Nacionalista Vasco o PNV, en sus posesiones y también se cuidó en no destruir el árbol de Gernika, símbolo del poder de la gente adinerada de Euzkadi, Franco les hizo un güiño a sus posibles aliados, son los mismos que habían pactado con los reyes castellanos la sumisión del país a cambio de privilegios, los carlistas, la derecha, la gente de dinero.

Alemania e Italia pidieron perdón por estos hechos, en cambio el gobierno español les dio una pensión a los agresores, así es como lo lee usted, y no reconoce todavía hasta la fecha ninguna responsabilidad por los hechos.

Bien perfecto todo esto, acaban de aprobar presupuestos nocivos para la gente, el PP o partido Popular es decir los herederos de Francisco Franco quienes detentan el poder.

Buenas noticias son que el Partido Popular es una fuerza marginal en el país, y en otros países ocupados, que las izquierdas independentistas han avanzado, aunque se sigue negando el derecho de la gente a decidir, ya sea a favor o en contra sobre lo que le atañe tanto en Francia como en España. simplemente no quieren dejar su estatus de potencias imperialistas.








A continuación transcribo una nota períodistica sobre Gernika publicada en el periódico el País.
 

Alemania reconoce su culpa en el bombardeo de y Gernika por la Legión Cóndor hace sesenta años


Juan Miguel Muñoz

Gernika 28 ABR 1997

Un millar de personas, entre ellas 150 supervivientes del bombardeo de Gernika, asistieron ayer en esta localidad vizcaína a un acto de desagravio largo tiempo esperado. El embajador de Bonn en España, Hening Wegener, leyó un mensaje del presidente alemán, Roman Herzog, en el que asume en nombre de su país la responsabilidad del ataque aéreo de la Legión Cóndor el 26 de abril de 1937. Herzog reconoció "la culpa de los aviones alemanes" y pidió perdón.

"Les ofrezco mi mano abierta"
Un gesto que tardó 60 años

Entre gestos emocionados de los presentes y ante diputados de izquierdas y ecologistas del Parlamento alemán (Bundestag) y Europeo, que se felicitaron por la iniciativa de Herzog, el alcalde de Gernika, Eduardo Vallejo, subrayó antes de comenzar los discursos: "No queremos que nadie se arrodille. Sólo que se desmonte la gran mentira de Franco y que la Historia diga la verdad" sobre el primer ataque masivo aéreo contra una población civil indefensa.Tras ser escuchado el reconocimiento de la responsabilidad germana -en alemán, euskera y castellano-, los organizadores del 60º aniversario del bombardeo reclamaron una declaración similar de "un Gobierno español" que rechace la posición oficial de la dictadura franquista. "La España de Franco no incendia", sostuvo hasta su ocaso el régimen franquista, que acusó a los lugareños y a los rojos de haber incendiado la emblemática villa vasca. Vallejo señaló que un gesto del Estado español "sería bien recibido por los vascos". De momento, cada uno de los supervivientes recibirá la declaración de Roman Herzog por escrito.

La lluvia impidió que la lectura de las palabras del presidente alemán se realizara en la plaza de Los Fueros, tal como estaba previsto. La plaza del Mercado fue el escenario donde Herzog ofreció, a través del embajador alemán en España, su "mano abierta en ruego por la reconciliación". Los aplausos no se hicieron esperar. Acto seguido, Ute Vogt, diputada del opositor Partido Socialdemócrata (SPD), expresó su satisfacción por la decisión de Herzog de reconocer la culpa de Alemania por colaborar con el Ejército de Franco en la atroz matanza.

Una década de espera

Se logra así lo que había resultado imposible desde hace una década, cuando la diputada de los Verdes, Petra Kelly, fallecida hace casi cinco años, comenzó su batalla en el Bundestag para que esa Cámara asumiera una petición de disculpas por la participación del régimen de Adolf Hitler en el brutal ataque de la Luftwaffe a Gernika. Los partidos que sostienen al Gobierno del canciller Helmut Kohl -democristianos, liberales y socialcristianos de Baviera- rechazaron la semana pasada discutir una moción en este sentido. "Es una propuesta poco preparada", terció ayer el embajador alemán "Lo que importa", añadió, "es que el presidente ha tomado la iniciativa en un asunto de trascendencia moral".

Flanqueados en el improvisado estrado por el alcalde de Gernika, Eduardo Vallejo (PNV) y por Wegendr, Miren de Gomeza y Luis Iriondo, supervivientes de la masacre, escuchaban con atención. Fue la voz de Iriondo, entrecortada a medida que avanzaba en su lectura, la que desató más emoción. "Posiblemente desde su altura, [los aviadores alemanes] nos veían como hormigas que huían desesperadamente. Y no pudimos hablarnos. Los hombres y las hormigas no pueden hablarse... Hoy tenemos otra visita... Ya no hay unos arriba y otros abajo y por eso, aunque en distintas lenguas, podemos entendernos. Y ahora sí. Ahora podemos hacer lo que entonces no pudimos. Abrir nuestros brazos y decirles: "Bienvenidos a Gernika, marchemos juntos en paz"".

La cerrada salva de aplausos, de un minuto de duración, no pudo ser secundada por algunos de los ancianos que vivieron aquél 26 de abril porque tuvieron que echar mano de sus pañuelos para secarse unas lágrimas que no pudieron contener.


España quiso “recompensar” tras la guerra a unos 7.300 soldados de la Legión Cóndor


donostia - El Estado español franquista planteó que alrededor de 7.300 miembros de la Legión Cóndor nazi -el grupo del Ejército alemán fascista que llevó a cabo el bombardeo de Gernika y otras poblaciones vascas durante la guerra de 1936- percibieran “algún tipo de recompensa” por su labor de ayuda a las tropas sublevadas contra la República. Se desconoce si España pagó esas indemnizaciones, aunque es una hipótesis bastante verosímil.

La iniciativa de recompensar a los soldados alemanes consta en dos respuestas que el Gobierno español ha remitido en relación a sendas preguntas del senador de EH Bildu designado por el Parlamento Vasco, Jon Iñarritu, referidas a la posibles remuneraciones en forma de pensiones o compensaciones por parte del Estado a miembros de la Legión Cóndor o a los familiares de estos aviadores del Ejército de Hitler, así como a militares de la fuerza aérea fascista italiana de Benito Mussolini que también colaboraron con el alzamiento franquista y bombardearon a la población civil

Las respuestas del Gobierno del PP -fechadas ambas, precisamente, el pasado 26 de abril, justo el día en el que se cumplía el 80 aniversario del bombardeo de Gernika- indican que “tras consultar la documentación disponible en los archivos históricos”, se informa de que “fueron propuetos alrededor de 7.300 miembros de la Legión Cóndor para la percepción de algún tipo de recompensa”. El Ejecutivo, que no aporta fecha alguna de cuándo tuvo lugar esa iniciativa, añade, además, que, según los mismos datos, no es posible distinguir el ejército de destino de esas posibles indemnizaciones, es decir, si eran a alemanes o italianos. “Debido al tiempo transcurrido desde los hechos referidos, se desconoce si las propuestas se hicieron ejecutivas”, concluye.

el acuerdo Esto significa que en algún momento España se planteó realizar algún tipo de pago a los miembros de la Legión Cóndor, aunque en la actualidad se desconoce oficialmente si estas indemnizaciones se llevaron a cabo o no.

Las respuestas del Ejecutivo no aportan dato alguno más, ni cuándo se realizaron esas propuestas de “recompensa” ni quién lo hizo, aunque en distintas instancias se ha sospechado desde hace tiempo que las indemnizaciones formaban parte de un acuerdo recíproco entre los Estados alemán y español. Según un pacto oficial, firmado en 1962 y que fue conocido tras la muerte del dictador Francisco Franco, Alemania se comprometía a pagar pensiones a españoles integrantes de la División Azul que lucharon a favor de Hitler y murieron o fueron heridos durante la II Guerra Mundial o a sus familiares. De hecho, Alemania ha reconocido que a día de hoy sigue abonando esas pensiones. Aunque el Convenio, firmado el 29 de mayo de 1962 para “prestaciones aplicables a víctimas de guerra”, no lo especifica, es muy posible que, en buena lógica, el Estado español hiciera lo propio con los soldados del Ejército nazi -como la Legión Cóndor- que lucharon a favor de la sublevación fascista en España.

Sin embargo, el actual Gobierno desconoce estas circunstancias, según las respuestas dadas al senador vasco. Así, el Ejecutivo reconoce el convenio alcanzado con la República Federal alemana y que incluye una cláusula según la cual el Estado español concedió, a su vez, beneficios y ayudas a los participantes en la División Azul “y a sus derechohabientes, a los súbditos españoles que, sin haber estado encuadrados en la misma, lo hubieran estado sin embargo en el antiguo ejército alemán y a los derechohabientes de estos últimos”. El Ejecutivo, sin embargo, considera que “de tales términos no se deduce que España tuviera que abonar pensiones a los integrantes de las fuerzas de aquel país (en referencia a la Legión Cóndor) que participaron en la guerra civil”.

Es más, el Gobierno no ha hallado documentación de que se hayan pagado esas prestaciones a miembros de la Legión Cóndor. “Según los datos disponibles en la Dirección de Asuntos Económicos y revisados los archivos del Área de Pensiones de la División de Apoyo al Personal del Ministerio de Defensa, no se han encontrado antecedentes de pensiones que se abonen a dicho personal. Asimismo, efectuada la oportuna consulta a la Dirección General de Costes de Personal y Pensiones Públicas del Ministerio de Hacienda y Función Pública, no constan tampoco antecedentes”, afirma.

La intervención de la Legión Cóndor en la guerra de 1936 fue determinante para la victoria de los sublevados al mando del general golpista Francisco Franco. Este grupo, perteneciente al ejército de la Alemania nazi de Adolf Hitler, estaba compuesto por cerca de 16.000 soldados, principalmente aviadores, ya que contaba con 600 aparatos aéreos, y aportaba un importante apoyo logístico y militar al bando franquista, además de servir de fuerza expedicionaria y experimental a los nazis para su posterior campaña en la guerra mundial. La Legión Cóndor es la responsable de los bombardeos aéreos sobre la población civil de Gernika, hace 80 años.
 

 

Comentarios:

QuiénComentario
Soy:
Comentario:

Soluciones Web